Tras la polémica con Twitter, Donald Trump firmará este jueves una orden ejecutiva sobre las redes sociales

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se dispone a ordenar la revisión de una ley que ha protegido durante mucho tiempo a Twitter, Facebook y a Google de ser responsables del material publicado por sus usuarios, según el borrador de una orden ejecutiva y una fuente conocedora de la situación.

La portavoz de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, anunció a periodistas las intenciones del presidente de firmar el documento, pero no ofreció detalles sobre el contenido de la orden. En su Twitter, Trump escribió: “Este será un Gran Día para las Redes Sociales y la JUSTICIA!”.

El miércoles, Trump amenazó con cerrar sitios web que, en su opinión, reprimen las opiniones de los conservadores, luego de una disputa con Twitter. La red social etiquetó dos mensajes de Trump sobre afirmaciones infundadas de fraude en la votación por correo electrónico, y añadió una advertencia que invita a los lectores a verificar los hechos.

El texto de la orden, a cuyo borrador tuvo acceso Reuters, podría cambiar antes de que se complete. Según el contenido discutido, el documento requeriría que la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) propusiera y clarificara las regulaciones bajo la Sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones, una ley federal que exime en gran medida a las plataformas de internet de la responsabilidad legal por el material que sus usuarios publican. Tales cambios podrían exponer a las empresas de tecnología a más demandas judiciales.

Twitter es la plataforma más usada por el presidente, quien cuenta con más de 80 millones de seguidores (EFE)

La orden pide a la FCC que examine si las acciones relacionadas con la edición de contenidos por parte de las empresas de redes sociales deberían conducir a que las plataformas pierdan sus protecciones en virtud del artículo 230.

El texto exige que la agencia examine si una plataforma de redes sociales utiliza políticas engañosas para moderar el contenido y si sus políticas son inconsistentes con sus términos de servicio.

El proyecto de orden también establece que la Oficina de Estrategia Digital de la Casa Blanca restablecerá una herramienta para ayudar a los ciudadanos a informar sobre casos de censura en internet.

La posición tomada por Twitter fue vista como un primer y alentador paso por activistas y políticos que critican a las plataformas por aplicar criterios dispares en su lucha contra la desinformación.

No obstante, Mark Zuckerberg, el CEO de Facebook, mostró su descontento con la intervención de Twitter. “Creo firmemente que Facebook no debería ser el árbitro de la verdad sobre todo lo que la gente dice en línea”, dijo en una entrevista con Fox News, que se emitió parcialmente este miércoles. “Las empresas privadas, especialmente las plataformas, probablemente no deberían estar en la posición de hacer eso”, insistió. Su red social fue duramente señalada por el rol de la desinformación en varios procesos electorales.

Por su parte, los ataques de Trump y sus seguidores “ponen demasiada presión” a Twitter, dijo Steven Livingston, director del Instituto de Datos, Democracia y Política de la Universidad George Washington. “Están pálidos solo de pensar en dar un próximo paso” para limitar la desinformación, agregó.

(Con información de Reuteres y AFP)

Print Friendly, PDF & Email

Comments

comments

Redacción Citadina

Publicado por: Redacción Citadina